En Bolivia solo el 2% de empresas tienen las condiciones de cumplir sin dificultada la «medida política» de pagar el doble aguinaldo.

«Tenemos un 2% de las empresas bolivianas que se llevan el 80% de la utilidad, y esas son las que pueden pagar; estamos hablando que un 80 a 85% de las empresas bolivianas van a tener dificultades en el pago del segundo aguinaldo», dijo el presidente la Cámara Nacional de Comercio (CNC), Marco Antonio Salinas, ante los periodistas.

Medida política, no de otra forma puede calificarse a la decisión del presidente Evo Morales de comprometer a sus aliados sindicales, los dirigentes de la Central Obrera Boliviana (COB), el pago del doble aguinaldo, cuando apenas había transcurrido del año 2018, el 1 de Mayo y cuando habitualmente el crecimiento económico se conoce recién en el mes de Octubre.

El presidente la Cámara Nacional de Comercio consideró que existe una lectura «sesgada» en las autoridades de Gobierno, quienes casi confirman el pago del segundo aguinaldo con evaluaciones de cifras positivas de la economía, pero no toman en cuenta los aspectos negativos.

También criticó que se hable del segundo aguinaldo con datos provisionales, cuando lo correcto sería esperar a que el Instituto Nacional de Estadística (INE) presente las cifras oficiales en octubre.

«No es bueno que se haga este tipo de impuestos ciegos, porque si bien hay algunas empresas que pueden pagar el doble aguinaldo, son menos, el grueso de las empresas bolivianas no están en la capacidad de pagar este doble aguinaldo y afecta su comportamiento en la economía y dejan de invertir», puntualizó Salinas ante los periodistas.

El segundo aguinaldo, denominado ‘Esfuerzo por Bolivia’, es un beneficio que se paga a los trabajadores activos, públicos y privados, todos los años en los que el crecimiento del Producto Interno Bruto esté por encima del 4,5% de acuerdo con el Decreto Supremo 1802 de 2013.

Deja un comentario