Investiga asesinato de un dirigente cocalero en la región de La Asunta, en los Yungas

0
583

El secretario general del Consejo de las Federaciones Campesinas de los Yungas (Cofecay) de La Asunta, Víctor Yana, denunció (13.06.2019) que el secretario de Hacienda de esa organización, Eduardo Apaza, fue asesinado con un disparo de arma de fuego cuando retornaba a su domicilio.

«Fue asesinado a sangre fría cuando retornaba a su casa en su vehículo, lo victimaron con arma de grueso calibre al secretario de Hacienda de Cofecay, Eduardo Apaza», dijo a los periodistas. 

Explicó que en la movilidad en la que iba Apaza estaba también su sobrina, pero a ella no le hicieron nada y no le robaron ni sus pertenencias, ni el dinero que llevaba consigo.

Yana explicó que hace una semana el principal dirigente de Cofecay, Wilfredo Llojlla, recibió un mensaje de amenaza y de que se cuide, además, que «sicarios peruanos» estarían buscándolo para asesinarlo. 

Por su lado, el director de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) de La Paz, Sergio Bustillos, informó que efectivos de esa unidad investigan el asesinato del dirigente de los productores de Coca de La Asunta, Eduardo Apaza.

«La FELCC tomó conocimiento que en la localidad de La Asunta, en la zona Bolívar II se registró un hecho de sangre, aparentemente habría sido victimada esta persona con arma de fuego», dijo a los periodistas.

Explicó que la denuncia recibida confirmó que la víctima era el secretario de Hacienda de la Federación de Productores de Coca de La Asunta.

Indicó que peritos procedieron al levantamiento legal del cadáver y que la autopsia que de ley establecerá la causa del deceso.

Según Bustillos hay varias hipótesis que serán investigadas junto al Ministerio Público para el esclarecimiento del caso y dar con los autores materiales e intelectuales del hecho.

Entre tanto, el secretario ejecutivo de productores de coca de La Asunta, Wilfredo Llojlla, oficializó la denuncia por delito de asesinato.

«Mi hermano», secretario de Hacienda de la Federación de La Asunta fue asesinado a sangre fría, cuando retornaba a su casa en su vehículo fue interceptado en el río, le encañonaron en el corazón y lo victimaron con arma de grueso calibre», apuntó Llojlla.

Dijo que en el vehículo estaba la sobrina que llevaba dinero, pero salió ilesa y quienes asesinaron al dirigente no le dijeron nada, tampoco robaron nada del motorizado.

«Tenemos identificados a los posibles autores, que ya el fin de semana amenazaron y realizaron por las redes sociales actos de amedrentamiento», afirmó.